101tv Cádiz

El Ayuntamiento de San José del Valle (Cádiz) ha publicado un edicto en el que anuncia, desde este lunes 19 de junio, restricciones de agua a la población durante la noche mientras se lleva a cabo una obra «extraordinaria, urgente y necesaria» que permita a este municipio tener «una segunda alternativa» al manantial Tempul y canalizar agua del pozo de la Zorrera.

En declaraciones a los medios, el alcalde Antonio González Carretero ha explicado que esta infraestructura, que unirá este pozo con Valdeinfierno y a su vez con la Peruela, el canal de San José del Valle, se va a llevar a cabo para que el municipio tenga agua «independientemente del Tempul», un manantial sobre el que ha advertido que «se seca» y está en niveles «desconocidos».

«Tempul se seca y es el único abastecimiento que tiene San José del Valle, es lo único que tenemos para beber», ha lamentado el alcalde, quien ha pedido a la población «responsabilidad» para hacer un uso adecuado del agua mientras duren estas obras, las cuales están previstas que se prolonguen durante «unos diez días».

En el edicto publicado este lunes por el Ayuntamiento se establecen cortes de agua todos los días entre las 20,00 horas y las 06,00 horas, prohibiéndose el baldeo de patios, calles y espacios públicos y privados, así como llenar piscinas. A ese respecto, el alcalde ha anunciado que la piscina municipal permanecerá sin agua hasta que se restablezca la situación.

También se prohiben actividades que impliquen el uso de mangueras o similares y se recomienda no acumular agua en bañeras, cubos o recipientes ya que «después lo que vamos a hacer es tirarlas porque no lo vamos a necesitar», ha apostillado el alcalde.

González ha pedido a los vecinos «paciencia» mientras se producen estas obras, que va a provocar cortes en el suministro de agua, y ha explicado que tanto el Ayuntamiento como el Consorcio de Aguas de la Zona Gaditana, Aqualia y Dominio Público Hidráulico están trabajando «intensamente y de manera urgente para solucionar cuanto antes este tema».

«Son diez días mientras se hace la infraestructura, por favor, ruego que todos seamos responsables con esta medida», ha pedido el alcalde de este pequeño municipio de Cádiz.