101tv Cádiz

El Ayuntamiento de La Línea de la Concepción, en la provincia de Cádiz, ha anunciado este jueves que va a suspender el servicio de duchas en las playas a partir del 3 de julio debido a la situación de «excepcional» sequía que se está registrando.

De esta forma, la ciudad se suma a otros municipios de la provincia de Cádiz como San Roque, Vejer, Chipiona o Los Barrios, que ya han adoptado medidas de este tipo «ante la baja reserva hídrica de los pantanos gaditanos».

El Ayuntamiento de La Línea ha señalado en una nota que la Comisión para la Gestión de la Sequía de la Demarcación Hidrográfica de las Cuencas Mediterráneas Andaluzas, dependiente de la Consejería de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía, ha acordado «varias medidas de obligado cumplimiento» en el Campo de Gibraltar.

Dichas medidas pasan por la activación de planes de ahorro del agua con el objetivo de alcanzar, al menos, el 10% de reducción en el abastecimiento urbano.

Ante esta situación, el concejal delegado de Playas y Limpieza, Rafael León, ha confirmado que para el baldeo y la limpieza pública de la ciudad se utiliza agua de pozo «desde el año pasado», por lo que estas tareas se mantendrán «con normalidad».

El Consistorio linense ha decretado también la limitación máxima de la utilización de agua potable para baldeo de calles, llenado de piscinas privadas, riego de jardines, parques públicos y privados, campos de golf, lavado de coches fuera de los establecimientos autorizados y de fuentes ornamentales que no dispongan de circuito cerrado de agua.