Manolín Santander, Manolo Cornejo y Pablo Gallardo presentan su nuevo proyecto para 2024: ‘Las herederas’.

Se levanta el telón y se presenta la comparsa en escena. ‘Las herederas’ llevan un tipo de guerreras: capuchas, escudos, cinturones, plumeros y serpentinas de colores. En la presentación, dicen que vienen para cantar coplas y enfrentarse a quién sea todas juntas.

El primer pasodoble sirve de presentación. Recuerdan la comparsa del año pasado ‘Cantón independiente. Que vivan las mujeres de Cádiz’ y declaran su amor por el Carnaval de Cádiz.

En la segunda letra, le hablan a las niñas que fueron en la adolescencia. Le piden que se respeten, tanto a ella como a su cuerpo. «Que nadie te presione si no te ves preparada», así le piden que no tengan prisa para mantener relaciones sexuales. «Y nunca volvieron a casa», con este final recuerdan a todas las mujeres que han sufrido violencia machista.

En la tanda de cuplés, trasladan la polémica del beso de Luis Rubiales hacia Jenni Hermoso al mundo del carnaval. También comentan la historia con un ligue obsesionado con el Carnaval de Cádiz. «Un te quiero» es el final del estribillo que, como el del año pasado, cuesta cantar.

En el popurrí, la comparsa hacen un recorrido por el papel de la mujer a lo largo de la historia. Comienzan en la edad media, comentando las quemas de mujeres por supuestamente ser brujas. Dedican una cuarteta a las mujeres pintoras. Terminan con una cuarteta «guerrillera».

Se marchan estas comparsistas del Gran Teatro Falla.