‘La alegría de mi casa’ es el nombre completo de la segunda agrupación de la noche que llega desde San Juan de Aznalfarache.

Se sube el telón y el humo se extiende por todo el escenario. Una guitarra eléctrica da comienzo al pase de preliminares de esta chirigota. Tras esto, se encienden las luces y un grupo de Miércoles Adams se presentan en escena con el plan de que en España sea Halloween todos los días. La letra y la dirección es Raúl Calzado, mientras que la música es de Pablo Leiva.

El primer pasodoble, de presentación, es un piropo a Cádiz y al Carnaval: «vengo aquí con el respeto que se merece». Así, se presentan estos chirigoteros sobre las tablas del Gran Teatro Falla.

La segunda letra habla sobre el reconocimiento que se entrega a nivel autonómico a personas reconocidas de Andalucía. Describen lo que es ser andaluz y lo que no. Reivindican que los que «representan a mi tierra» son los abuelos y las abuelas.

En la tanda de cuplés, utilizan la mano que llevan el hombro de pito de carnaval. El primero dedicado a las suegras y el segundo a los y las influencers. En el estribillo, celebran la muerte de los seres queridos.

En el popurrí comentan varias anécdotas y siguen desarrollando la idea matriz de la chirigota. En otras cuartetas, describen cómo es la Familia Adams y dedican un piropo a Cádiz y al Carnaval.

Se despiden estas Miércoles Adams del Falla.